03.02.2017 |

El costo de la erosión: un proyecto que obtuvo apoyo internacional

La investigación “El valor económico de la erosión en Uruguay” obtuvo financiamiento del Latin American and Caribbean Environmental Economics Program

¿Qué costo económico tiene el desgaste del suelo en Uruguay? Eso es lo que economistas de la UM Marcelo Caffera y Daniel Rodríguez junto al Doctor en Economía chileno, especialista en valoración económica de recursos naturales, Felipe Vázquez, de la Universidad del Desarrollo, y otros investigadores estudian en su actual proyecto “El valor económico de la erosión en Uruguay”. La investigación, liderada por Caffera, Dr. en Economía de los Recursos Naturales y profesor de la Facultad de Ciencias Empresariales y Economía (FCEE), obtuvo recientemente financiamiento del Latin American and Caribbean Environmental Economics Program (LACEEP).

LACEEP es una organización que provee apoyo económico y de otros tipos a la investigación en economía ambiental y de los recursos naturales en América Latina y el Caribe, especialmente investigación aplicada y relevante para el diseño de políticas públicas. Su objetivo principal es generar capacidades en economía ambiental entre investigadores y hacedores de política, para poder mejorar la gestión y cuidado de los recursos naturales a todo nivel.

El estudiante del Máster en Economía de la UM Daniel Rodríguez, explicó: «El proyecto intenta, con datos de transacciones de tierra de nuestro país, estimar el valor de mercado (su “precio” implícito) de la erosión del suelo mediante un modelo econométrico conocido en economía como “modelo de precios hedónicos”. En otras palabras, la investigación elaborará un modelo que permita estimar cuál es el impacto, en promedio, de un kilogramo de suelo perdido por erosión sobre el precio de la tierra. Dado que el proceso erosivo muchas veces se ve acelerado por la actividad humana (por ejemplo, mediante actividades agrícolas de alta intensidad sin una adecuada rotación de cultivos), esto da una idea de parte del costo económico en el que se incurre por la degradación de la tierra como recurso natural».

Además de Caffera, Rodríguez y Vázquez, el equipo de trabajo está integrado por investigadores de la Oficina de Planificación y Política Agropecuaria (OPYPA) y del Instituto de Investigación Agropecuaria (INIA). Asimismo, el trabajo cuenta con la ayuda de la Dirección Nacional de Recursos Naturales (RENARE) y de la Dirección de Estadísticas Agropecuarias (DIEA).